Solucionar tuberías lentas II - Baño

Ya estuvimos viendo cómo solucionar algunos problemas relacionados con el transito lento de agua, también conocido como caso de tuberías lentas o cañerías lentas. En esa ocasión nos centramos en el fregadero y revisamos algunos métodos con los que poder solucionarlo. Ahora la intención es la de trasladarse de estancia, concretamente al baño.

En el baño disponemos de muchas más piezas expuestas y especialmente propensas a este mal. El principal motivo, al igual que en el fregadero, es porque los desagües, en su mayoría (ejem…), solo son para el agua, por lo cual, en la medida de lo posible, volvería a recomendar la colocación de algún tipo de filtro o rejilla que evite que transcurra hacia la tubería cosas que no debieran. Estas no son especialmente caras y se encuentran en cualquier almacén o gran superficie dedicada al hogar, ferreterías o incluso bazares y explicándole a un
dependiente o responsable lo que necesitamos, nos ayudará. La colocación de este tipo de rejilla en el lavabo, bidé, bañera y/o ducha evita o minimiza el principal problema y motivo de las tuberías lentas: el pelo, este queda atrapado y accesible para poderlo retirar y limpiarlo sin dificultad.

Si llegara el momento, y con la prevención llegamos tarde y es inevitable actuar, podríamos empezar limpiando el sifón. El principal problema puede ser que no haya o sea inaccesible, en el caso de la bañera o plato de ducha por ejemplo, que de haberlo estará situado debajo, por lo que habría que partir pared o suelo para acceder. ¿Qué podríamos hacer? Limpiar el bote sifónico.

El bote sifónico se coloca en el suelo del baño, aunque en algunas cocinas viejas también podremos verlo, su función es exactamente la misma que la de cualquier sifón, evitar la subida de olores procedentes de los desagües generales, su particularidad es que puede conectar varios drenajes a la vez, por lo que todas las piezas del baño, a excepción del retrete,  quedan con un “solo sifón”. En estos (como en todos los sifones) suele acumularse en la zona baja los objetos sólidos y desechos que caen a través del sumidero con el agua.

Necesitaremos:
  • Un destornillador: De punta media y probablemente de estrella.
  • Unos guantes de goma: Con los típicos de cocina nos vale.
  • Un cubo y una fregona: Seguramente necesario para poder recoger el agua que pueda bosar.

En el suelo del baño veremos una placa redonda, metálica y con un tornillo en medio, ese es el bote sifónico, concretamente, el embellecedor que lo tapa. Retirando el tornillo lo veremos.

Ahora tendremos a mano la tapa, ésta consta de varias partes:
  • La palometa,  que será lo primero que veamos al retirar el embellecedor y donde va roscado el tornillo que lo sujeta.
  • La tapa superior, que también será visible al retirar el embellecedor.
  • La junta, que se encarga de que no salga el agua que transcurre por el bote sifónico.
  • La tapa inferior, a la que rosca la palometa y que con la tapa superior aprieta a modo de sándwich la junta, que situada en medio, se deforma ejerciendo presión sobre las paredes del bote evitando la perdida de agua.

Ahora que sabemos en qué consiste, como funciona y de que partes consta la tapa, podremos retirarla sin mucho problema girando a la izquierda la palometa y tirando hacia arriba, esto aflojará la junta y la tapa s retirará. El motivo por el que es conveniente saber como esta compuesta la tapa del bote sifónico, es por la amplia probabilidad de que nos pasemos aflojado la palometa y todo se nos desmonte.

Posiblemente, llegados a este punto, vamos a necesitar la fregona y el cubo para poder recoger el agua que habrá rebosado al retirar la tapa.

Nos colocaremos los guantes y retiraremos los restos que anden depositado en el fondo, pelos, restos de jabón o desperdicios. Es importante recordar que después de limpiar el bote sifónico no se prueben los desagües sin antes haber vuelto a colocar la tapa o volverá a bosar de agua.

Tras esto, vamos a comprobar que por los desagües de las diferentes piezas del baño pasará mejor el agua que antes.

En lavabo, bañera, ducha y bidé, también podremos usar otros medios para solucionar el problema de tuberías o cañerías lentas, como pueden ser desatascadores químicos o desatascador de ventosa. Podremos ver cómo funciona en Solucionar tuberías lentas – Fregadero.

Bien, creo que nos queda un útil del baño que nos hemos pasado: el váter, wáter, WC, retrete, etc. Con el que de vez en cuando también podríamos tener algún problema, especialmente (no seamos mal pensados…) si tiramos toallitas en él.

Una manera muy eficaz de deshacer un atasco en el retrete, es con la fregona. Con ella escurrida, la introduciremos y hacemos presión hacia abajo y volvemos a sacar tantas veces como sea necesario, normalmente no hará falta mucho, al igual que con el desatascador de ventosa, ejercerá presión al presionar y vacío o succión al levantar, deshaciendo el problema y facilitando el tránsito de agua.


También podría interesarte Mantenimiento Correctivo y Mantenimiento Preventivo.


¿Te ha parecido interesante?¿Te ha resultado de utilidad? Compártelo a través de tus redes sociales:


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

6 comentarios :

  1. Muy bien , pero no nombras la pistola de desatascar, es un utensilio muy eficaz para desatascar todo tipo de desagues,tienes que tener especial atencion en tapar todos los agujeros de sobrantes y otros desagues cercanos y despues darle dos o tres pistoletazos de aire y normalmente queda desatascado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Te refieres al desatascador de vacío o pistola de vacío? Si es así, la nombro en -solucionar tuberías lentas III: otras soluciones-

      Pero muchas gracias por el apunte! Saludos

      Eliminar
  2. Muy buen artículo. Creo que también podría interesarte este otro sobre como solucionar otro tipo de atascos casero, habla sobre como desatascar un fregadero:
    http://www.solodesatascos.es/como-desatascar-un-fregadero-de-verdad/

    ResponderEliminar
  3. Wow... es una de las entradas mas largas que he visto para desatascar tuberías de la forma tradicional, muy bien hecho con los pasos a seguir, pero echo en falta algún remedio mas casero y sencillo que esto. Muy buena de todas formas gracias.

    ResponderEliminar
  4. Muy bien explicado pero echo en falta alguna imagen con las partes para que quede más claro.
    Como anécdota me gustaría contarte que cuando estudiaba, tenía una compañera de piso que estaba segurísima de que si al acabar de ducharse recogía los pelos que quedaban en la bañera con un papelito, esta no se atascaría. Como si miemtras se ducha el agua no se llevase muchísimos más por el desagüe! Qué paciencia... XD

    ResponderEliminar
  5. A los excelentes consejos de esta entrada y los comentarios, quisiera sumarme con la técnica de boroscopia. La boroscopia es una técnica que permite ver con una cámara tv (boroscopio) el interior de la tubería. Esto permite identificar el problema. A veces la acumulación en las paredes es tan persistente que hay que intervenir profesionalmente.

    Gracias a la boroscopia se reduciendo el tiempo de reparación, minimizando las obras (si fuesen necesarias) y ahorrando dinero con todo ello en el presupuesto final.

    Espero que este comentario os sea de interés y aporte valor a la comunidad.

    Saludos
    Antonio Ruiz
    Cámara de Tuberías

    ResponderEliminar